TECNOLÓGICO DE CIUDAD HIDALGO, DENTRO DE LOS MEJORES 5, EN ROBOTCHALLENGE 2019, EN CHINA

Ciudad Hidalgo, Mich., 11 de Agosto de 2019.- Alumnos del Instituto Tecnológico Superior de Ciudad Hidalgo, perteneciente al Tecnológico Nacional de México, obtuvieron el 5º y 6º lugar luego de haber participado en el Concurso Mundial de Robótica RobotChallenge 2019 a realizarse en Beijín, China, el pasado 8 y 9 del presente.

El equipo denominado “Tequila” estuvo conformado por Jesús Camacho Sánchez, Brandon Eduardo Palacios García, Paulo César Salinas Jiménez y Pablo Reyes Diaz, asesorados por el Mtro. Gabriel Casarrubias Guerrero de la carrera de ingeniería mecatrónica, quienes en el mes de Enero, también estuvieron dentro de los primeros 3 lugares en el Robomatrix Ecuador 2019.

Con una competencia de casi 30 equipos de diferentes países, entre ellos Egipto, Rusia, Japón, Rumanía, Filipinas, China y México fueron con quienes se enfrentaron en distintas categorías, resultando el del Tecnológico de Ciudad Hidalgo en 5º lugar con un tiempo de 7.10 segundos con el “seguidor de líneas”.

Cabe destacar la valiosa participación del Tecnológico Nacional de México en este tipo de certámenes a donde asisten los mejores, y es que es de mencionar que el primer y segundo lugar se lo llevó Rumanía, pero el tercero y quinto, fueron alumnos de esta prestigiada institución que pertenecen a diferentes campus, siendo el tercer lugar para el Tecnológico de Poza Rica, Veracruz; y el quinto para Ciudad Hidalgo, Michoacán.

Con este hecho se reafirma la calidad en la formación académica de los jóvenes que pertenecen al Tecnológico Nacional de México, en donde la capacidad para competir a nivel internacional se hace patente al posicionarse entre los mejores cinco a nivel mundial.

El RobotChallenge es el evento más importante de robótica que se realiza año con año en la ciudad de Beijín, China. En esta ocasión se realizó el 8 y 9 de Agosto, teniendo una participación de 32 países, 2,196 robots, más de 3,000 participantes de aproximadamente 300 instituciones, teniendo el propósito de fomentar el desarrollo intelectual de los jóvenes. En el caso del “seguidor de líneas” el concurso consistió en el diseño, elaboración, programación y manejo del robot